El Gran Cañón del Colorado, un mirador al infinito

 El Gran Cañón del Colorado es un impresionante accidente geográfico formado por la erosión causada por el discurrir del río Colorado. Se encuentra en el norte del estado de Arizona, Estados Unidos y su extensión es de 446 km de largo por 1,6 km de profundidad y entre 16 y 29 km de ancho. Fue declarado Parque Nacional en 1919 y Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1979. Las rocas de la parte superior tienen una antigüedad de 260 millones de años y las de la parte inferior del valle de casi 1.800 millones de años.

El Gran Cañón del Colorado

El Gran Cañón recibe anualmente una media de 4,7 millones de turistas que lo visitan a pie, en autobús, en jeep, en canoa descendiendo por el río Colorado, en mula por sus escarpados senderos o en avioneta desde la ciudad de Las Vegas a 448 km de distancia. Si decides pasar un fin de semana en alguno de los Lodges acondicionados para ello, tendrás la oportunidad de presenciar unos maravillosos atardeceres y amaneceres, a lo largo del Parque hay miradores acondicionados para observar el Gran Cañón y hacer fotografías, pero atención con tu vestimenta, las temperaturas entre el día y la noche varían hasta en 15 de diferencia.

El Gran Cañón del Colorado

En un terreno fuera de los límites y jurisdicción del Servicio de Parques Nacionales, junto a uno de los afluentes del río Colorado, el río Havasu, rodeado de hermosas cascadas, y donde solo se puede acceder a pie, a caballo o en helicóptero, se encuentra la Reserva India de la tribu Havasupai que en la actualidad cuenta con poco más de 500 miembros. Los turistas solo están admitidos en determinadas épocas del año y con un permiso especial.

Imágenes: C.W